Se aprueba salmón transgénico en EEUU

AquAdvantage Salmon vs. Atlantic Salmon

Salmón transgénico (AquAdvantage) detrás, salmón atlántico delante. Ambos de 18 meses. Se puede apreciar el mayor crecimiento del salmón transgénico.

Hace dos meses, el noviembre del 2015, la FDA daba su aprobación al primer transgénico animal que llega a los platos de los estadounidenses. Después de 19 años a la espera, revisión tras revisión, el salmón transgénico AquAdvantage llega a los platos estadounidenses. Aunque todavía tiene que comercializarse, ya tiene el permiso para hacerlo.

La historia de este salmón es larga. El pez en sí se realizó en el 1989, pero se presentó para su aprobación en el 1995. Para la evaluación, la FDA ha ido pidiendo estudios a la empresa y ha realizado los suyos propios. Por ejemplo, ha comparado el crecimiento y los niveles de hormonas  de dos grupos de salmones atlánticos (un grupo de la empresa y otro propio) y el grupo de salmón transgénico. Después de tantos años, la FDA le ha dado el visto bueno.

El salmón, de la empresa AquaBounty, por fin alcanza el mercado, aunque todavía le queda mucho por delante. Todavía han de preparar su producción industrial, ver la aceptación que tiene el mercado, etc. Ya habido antes transgénicos vegetales aceptados que han fracasado por falta de mercado, así que está por ver. Aun así esto, en cierta manera, sienta un precedente que dará fuerza a aquellos investigadores que trabajan en transgénicos para consumo humano.

AquaBounty_Logo

El salmón contiene en su genoma una copia del gen de la hormona de crecimiento del salmón real, además de una secuencia reguladora, de Zoarces Americanus (Ocean pout en inglés, el nombre en castellano era muy feo), para el gen. Además las hembras son estériles por trisomía, es decir, muy pocos de los huevos que produzcan serán viables.

La FDA solo aprueba su producción en piscifactorías terrestres, así que nada de escaparse para los peces. Ya les ha dado un par de repasos a las instalaciones que tiene la empresa en Panamá y Canadá. Las primeras están al aire libre, pero tienen redes que evitan que los predadores ataquen a los pobres pececillos. Las segundas están cubiertas, pero aun así tienen redes, vallas antisalto, etc.

El etiquetado de productos transgénicos también genera mucha controversia: ¿debería o no estar etiquetado? Pues bien, la FDA no lo considera necesario. Los estudios demuestran que el salmón transgénico no es diferente nutricionalmente ni en composición al salmón normal, así que deja esto a elección del productor.

Así que al fin, después de 19 largos años se ha aprobado el primer animal transgénico para consumo humano en EEUU. La FDA asegura que “el salmón es seguro para el consumo, el ADN que incorpora es seguro para el propio pez, y el salmón cumple con el crecimiento esperado”.

Información en la FDA

The following two tabs change content below.
Estudiante de Biotecnología en la UB. Amante de muchas cosas, entre ellas los videojuegos, los juegos de mesa y, cómo no, la ciencia. Empezó en un blog propio, pero lo dejó abandonado y ahora vuelve a la carga intentando abrirse un hueco en la divulgación científica.

Latest posts by Héctor Martínez (see all)

Sobre Héctor Martínez

Estudiante de Biotecnología en la UB. Amante de muchas cosas, entre ellas los videojuegos, los juegos de mesa y, cómo no, la ciencia. Empezó en un blog propio, pero lo dejó abandonado y ahora vuelve a la carga intentando abrirse un hueco en la divulgación científica.
Añadir a favoritos el permalink.